La idea del curso Soy Una Mujer Holística nació en marzo del 2015. Yo recién estaba comenzando a dar clases de meditación en Mujer Holística y muy pocas de las seguidoras me conocían por mí nombre. Fue el inicio de mucho de lo que tengo en este momento. Ese año fue muy interesante, de hecho escribiendo estas palabras todavía tengo que sentarme a sacar los cálculos mentales del tiempo que ha pasado, porque todo ha sido tan rápido que parece que fue hace mucho más de dos años.

En realidad estos últimos dos a tres años en mi vida han ido a una velocidad tan rápida que todavía estoy procesando todo. A veces, soy muy exigente conmigo misma y no es hasta que paro para contar mi historia que me doy cuenta de que hago y vivo mucho más de lo que creo.

Pero, de vuelta al 2015 y a la historia del curso Soy Una Mujer Holística les cuento que Mujer Holística tenía solo un año de haber iniciado en ese momento y yo estaba aprendiendo todo lo que podía sobre los negocios en línea y creando e-books y talleres para poder generar ingresos para mantener mi proyecto. En ese momento estaba viviendo en Honduras. Me acuerdo tener una idea en mente de crear un curso gratuito para explicar lo que significaba la palabra Holística, porque era la pregunta más común que recibía después de certificarme como Health Coach. Pero, la palabra holística es tan amplia y completa en sí, que una definición de una frase no era suficiente y por eso decidí crear una serie de videos sobre el tema. Tardé varios meses en analizar bien qué temas poner en él y lo que era importante para mi compartir. 

Un día, en una de las clases de meditación, les compartí que estaba creando este curso y les pregunte qué preguntas les gustaría que yo respondiera en él. Todavía no tenía el nombre del curso decidido, de hecho le quería poner Introducción a la Nutrición Holística (¡qué original!) pero el nombre estaba en el aire. Esa semana recibí tres correos en respuesta a mi pregunta con comentarios como: “ya me estoy convirtiendo en una Mujer Holística” y “ya soy una Mujer Holística”. Esta frase -en distintas versiones- apareció varias veces en los correos que me enviaron y aunque no me fascinaba, soy fiel a escuchar las señales y cuando algo se presenta repetidas veces, hago caso. Así que la tomé y pensé, bueno aquí está el nombre: Soy Una Mujer Holística.

Entonces, con el nombre ya decidido, comencé a trabajar en los artes y la estructura del curso. Pero, todo se puso en pausa el mes siguiente, porque vino una de las etapas de mayor crecimiento hasta el momento en mi vida. Hubo cambios en mi vida personal y tomé la decisión de dejar todo lo que tenía hasta el momento y en menos de una semana me fui para Bali. No conocía a nadie y tampoco sabía dónde iba a vivir, pero sabía que me gustaba Indonesia y que de alguna forma u otra iba a encontrar mi camino.

Asia siempre ha sido un hogar para mi y es muy fácil hacer nuevos amigos cuando uno está viajando, así que sabía que iba a estar bien. Estuve allí unos meses y dejé en pausa el proyecto del curso Soy Una Mujer Holística, porque era importante para mi encontrar mi camino y sentir paz antes de lanzar algo nuevo. Creo que sin esta pausa y sin esta experiencia, el curso nunca habría sido el mismo. 

Después de Bali fui a un retiro en el Centro Chopra y allí grabé el video de bienvenida. La semana siguiente fui a Barcelona y allí terminé de grabar los otros videos y terminé de armar el curso. Desde el primer día el curso fue un éxito y las personas lo amaron. Yo no he vuelto a ver los videos desde entonces, todavía me cuesta mirar todo hacia atrás y ver el camino recorrido.

Hoy en día viajo mucho y siempre grabo los cursos en donde esté en ese momento, pero este curso en particular significa mucho para mi, porque los videos son un reflejo de mi vida en ese tiempo. Yo estaba en el medio de cambios internos muy profundos, estaba muy metida en leer sobre física cuántica, la ley de la atracción y la creación de la realidad. Logré vivir en una frecuencia y en un mundo que iba impresionantemente rápido, creo que por eso también el curso tuvo tanto éxito y trajo tantas oportunidades a mis manos, porque en mi mente todo lo que imaginaba era real, no había espacio para la escasez ni la palabra “no se puede”. Yo grabé ese curso viviendo todo lo que estaba enseñando y viviendo en una realidad impresionantemente abundante.

Cuando reflexiono sobre esa etapa en mi vida me doy cuenta de que estaba vibrando muy alto y más en el aire, es extraño porque ahora me siento mucho más aterrizada. Por mucho que he intentado regresar a ese estado anterior, creo que es casi imposible, porque las circunstancias en ese momento eran otras y yo necesitaba de esa frecuencia para pasar de la realidad en la que estaba a la que tengo ahora. Para todo hay un momento y una forma de vivirlo. Quizás pronto llegarán otros momentos en mi vida en los que tendré que evolucionar rápidamente y sentiré esa misma velocidad. Quizás nunca más vuelva a sentirlo de la misma manera, pero siempre me quedará de recuerdo este curso y sus videos.

Los procesos de transición y transformación siempre parecen un huracán, son rápidos y cuando uno menos se da cuenta, ya los atravesó y no hay vuelta atrás. Si estás pasando por uno de esos momentos, abrázalo y vívelo intensamente, porque cuando menos te des cuenta, será solo un recuerdo 🙂

Con cariño,

MJ

P.S. Esta es mi entrada No. 53 del Proyecto de 100 Días

Mujer Holística

Mujer Holística

María José es fundadora de Mujer Holística y Mujer Holística Emprendedora, además de ser Health Coach, Business Coach y emprendedora de negocios digitales. Entre sus muchas pasiones están los negocios en línea, la meditación, viajar por el mundo y ayudar a las mujeres a manifestar la vida que desean. Su misión es inspirar a las mujeres a seguir sus sueños y sueña con vivir en un mundo de mujeres empoderadas, felices y abundantes.
Mujer Holística

Latest posts by Mujer Holística (see all)

Pin It on Pinterest