Hace unos meses una amiga subió un video a Facebook en donde se comprometió a grabar uno diario por 100 días. Ella ha luchado toda su vida con una enfermedad auto-inmune seria y además es altamente sensible a la energía, por lo que su camino en esta vida no ha sido sencillo. Viaja alrededor del mundo encontrándose con lugares que la inspiran y le ayudan a sanar, destinos que la hacen sentirse mejor. Los videos diarios son el medio por el cual decidió compartir su día y su camino.

Cuando vi su primer video en el cual se comprometía a compartir todos los días, no creí que lo iba a lograr, especialmente porque ella viaja mucho y sé que hay horas en las que no se siente bien físicamente. Pero, para mí sorpresa, sí lo logro, a pesar de las ocasiones en las que se notaba era difícil sentarse frente a la cámara. Estos videos eran sencillos, sin producción y tal cual es, sin maquillaje ni preparación especial. Simplemente ella espontáneamente compartiendo su día frente a sus amigos.

La semana pasada hablé con ella y la felicité por lograr los 100 días y ella me respondió que ese acto de compartir un video al día transformó su vida. Me invitó a hacerlo, a lo cual yo contesté: “yo no tengo esa disciplina, no podría comprometerme a eso”. Precisamente, lo desafiante de esta tarea es comprometernos a hacer algo todos los días, sin importar cómo se ve uno, ni el humor en el que está. A medida que pasaron los días me quedé pensando en mi respuesta y en mi actitud. “¿De verdad no puedo comprometerme a hacer algo seguido por un período de tiempo? ¿tanto miedo tengo a la disciplina y al compromiso?” me pregunté.

Y, así como es la vida, entre más lo pensaba, más veía el tema del Proyecto de 100 Días en mi Instagram y a mi alrededor. Este proyecto fue creado por una artista llamada Elle Luna, con el propósito de despertar la creatividad y mantenerla viva a través de pequeños actos diarios. Es un honor al proceso, no a la meta final, es algo a lo que uno se compromete a pesar de los miedos, del humor, de la inspiración o de la energía que tenga día tras día. Es presentarse con disciplina dejando de lado la resistencia y las excusas, es ser más grande que los miedos. La lección detrás de esto es sentir el miedo al compromiso o a la disciplina y actuar con él a un lado.

El proyecto es muy sencillo: escoge un acto (ojalá de creatividad, pero si no puedes decídete por algo que quieras hacer) y hazlo a diario por 100 días seguidos. Eso es todo, no hay más reglas. 

El hecho de que no hay más reglas lo hace más entretenido e interesante, porque es justamente dentro de las reglas que tendemos a sentirnos más cómodas y lograr hacer las cosas. Por el contrario, es ante la libertad completa que nos resistimos y luchamos, especialmente para las que nos cuesta la disciplina, porque tenemos que auto-disciplinarnos, lo cual se vuelve una tarea enorme.

 

El factor público

Una de las razones por las cuales este proyecto ha sido exitoso es porque el factor de responsabilidad es visible, estamos expuestas. Se trata de comprometerte públicamente (a través de tus cuentas en las redes sociales) a cumplir -lo que hayas decidido- durante 100 días consecutivos. Los compromisos en público son una de las mejores formas de vencer esa resistencia y actuar. Cuando asumimos retos y/o objetivos frente a un grupo de personas, tendemos a completar esa tarea con mucho mas éxito que si solo nos comprometemos ante nosotras mismas. Las excusas que nos damos en silencio para no hacer lo que dijimos que haríamos dejan de ser válidas cuando tenemos un compromiso con otra persona. A pesar de que idealmente deberíamos de tener este tipo de valor con nosotras mismas, en general no ocurre así.

Mi proyecto

Me costó mucho escoger la acción o actividad para este proyecto. Yo lucho bastante con el tema de disciplina y rutinas, por lo que decidir comprometerme a algo por tanto tiempo genera una fuerte resistencia en mí. Por ejemplo, me daba miedo escoger hacer y subir videos diarios porque sé que lo más probable es que no cumpliera porque me preocupo mucho por verme bien. También temía decir que iba a escribir todos los días en el blog, porque siento que no sabría sobre qué o no tendría suficientes ideas. Encontré mil razones para justificar que ninguna de mis ideas era la mejor, pero en realidad lo que sentía era miedo al compromiso.

Así que, buscando cuál me causaba más resistencia, enseguida supe que seria escribir un artículo diario para el blog de Mujer Holística por 100 días y documentarlo en mi cuenta de Instagram. ¡Glup!. Listo. Está hecho y publicado. Estás leyendo el día 1/100.

Cómo participar en el proyecto de 100 días

Me encantaría que participáramos en grupo para lograr apoyarnos y lograr hacer realidad este proyecto. Tener la motivación del grupo me ayudará mucho a mi también. Estos son los pasos para participar conmigo:

  1. Escoge un acto que vas a realizar por 100 días seguidos. Puede ser cualquier cosa, pero preferiblemente que sea un acto creativo. Te dejo unas ideas aquí abajo de cosas que puedes realizar, unas creativas y otras de hábitos diarios saludables.
  2. Sube tus fotos  IG o FB (para crear el compromiso público)
  3. Si tienes Instagram utiliza el hashtag o etiqueta #100diasmujerholistica para que todas te podamos seguir (puedes poner una publicación o una historia).
  4. Anuncia tu compromiso en público a través de tus cuentas en las redes sociales.
  5. Si te saltas un día no pares, continua con el resto de los días.

 

Ideas de compromisos diarios

  • Ir a una clase de yoga.
  • Meditar por 10 minutos: te puede ayudar inscribirte a las clases gratuitas de meditación y practicar la meditación de la semana aquí
  • Subir una foto de algo específico al día en Instagram, por ejemplo: una flor.
  • 100 días de publicaciones de gratitud.
  • Escribir en un blog o en un diario.
  • Hacer un video o un FB Live.
  • Grabar un audio al día.
  • Practicar un instrumento.
  • Leer 20 páginas de un libro.
  • Escribir 10 páginas de tu propio libro.
  • Pintar.
  • Dibujar.
  • Cocinar algo creativo.
  • Salir a correr.
  • Tomar un batido verde: el app de Batidos de Mujer Holística es ideal para este.

Me encantaría que compartieras tu camino conmigo en Instagram, puedes seguirme como @mjflaque y a Mujer Holística como @mujerholistica

A post shared by Maria Jose Flaque (@mjflaque) on

Mujer Holística

Mujer Holística

María José es fundadora de Mujer Holística y Mujer Holística Emprendedora, además de ser Health Coach, Business Coach y emprendedora de negocios digitales. Entre sus muchas pasiones están los negocios en línea, la meditación, viajar por el mundo y ayudar a las mujeres a manifestar la vida que desean. Su misión es inspirar a las mujeres a seguir sus sueños y sueña con vivir en un mundo de mujeres empoderadas, felices y abundantes.
Mujer Holística

Latest posts by Mujer Holística (see all)

Pin It on Pinterest